Suscripción

Sindicación

Papelón

Este fue el protagonizado esta semana por la Secretaría de Comunicaciones, que en sólo 7 días pasó de otorgar numeración para brindar servicios de telefonía (resolución 149/2009) a Fibertel a emitir una nueva resolución (165/2009) que da marcha atrás con la anterior. ¿Qué pasó en el ínterin?

 

Ya el viernes se difundió que Telefónica, Telecom y algunas cooperativas cuestionaban la medida de la Secom ya que la numeración se asignaba a Fibertel, pero ésta es una sociedad disuelta luego de la fusión entre Cablevisión y Multicanal. Por otra parte, al no estar aprobada definitivamente la fusión, las telefónicas sostienen que esta asignación es ilegal.

 

Es muy difícil opinar de temas técnico-legales si no se es abogado. Pero más allá de la postura a favor o en contra de Cablevisión o telefónicas, lo cierto es que es inexplicable (o tal vez sí) este ida y vuelta de la autoridad máxima en términos de telecomunicaciones sobre un tema, aparentemente, tan evidente. Y esto no hace más que reafirmar las versiones que sostenían que la autorización inicial fue sólo una maniobra para evitar un casi seguro fallo adverso de la justicia por “mora en la administración” [ver “apremios legales”], y que no se debió a un análisis pormenorizado de la situación. De haber sido este último el caso, no se hubiera dado marcha atrás en cuestión de días.

 

Suele ocurrir que un lema en lugar de reflejar una realidad expresa las carencias que se intentan ocultar. Así se entiende la frase que hizo pública el gobierno argentino en los últimos años: “Argentina, un país en serio”.


Tags: Medios Regulacion Telefonia

SSLTimeout.