Suscripción

Sindicación

Cables pelados

Cables peladosEl panorama de la industria de la TV por cable se ha visto complicado en las últimas semanas como consecuencia del enfrentamiento entre el gobierno y el Grupo Clarín. Al menos esto es lo que surge de repasar declaraciones y noticias publicadas en distintos medios.

 

Dentro de éstas, quizás el mayor impacto fue el causado por los comentarios de gente vinculada al poder que indicarían que peligra la fusión entre Cablevisión y Multicanal. Por un lado, el paravocero D'Elía afirmó en radio Colonia que esta fusión "va para atrás", según recoge el sitio Enciclomedios. También toma una frase del Jefe de Gabinete en su exposición en el Congreso, quien afirmó que no se prevé ninguna fusión de cableoperadores. En este sentido, vale aclarar que la fusión fue aprobada por Defensa de la Competencia, pero no aún por el Comfer, y esa sería la carta que guarda el gobierno en este enfrentamiento.

 

Pero como en todo combate suele haber "daño colateral", quienes pueden ser víctimas de este enfrentamiento son los otros cientos de operadores de TV por cable. Y esto no sólo porque la misma presidenta los acusó de contribuir al crecimiento de la inflación. También porque entre las medidas que estaría evaluando el gobierno está la de levantar la suspensión de entrega de nuevas licencias para este servicio.

 

Si bien toda medida que fomente la competencia debe ser bienvenida, tampoco hay que creer que por el simple hecho de poder otorgar más licencias, el mercado se inundará de nuevos operadores. Si hablamos de operadores de TV por cable, a los costos de cableado y despliegue de infraestructura en general se suma ahora toda la polémica en cuanto al soterramiento de cables o los límites del tendido aéreo. Esto se traduce en inversiones muy importantes, lo que de por sí implicaría una restricción en la oferta. En el caso de las opciones inalámbricas (que cada vez aparecen más en el radar), no hay que olvidar que el espectro es un recurso limitado.

 

Por otra parte, hay que tener presente que el de TV paga es un mercado maduro en Argentina, por lo que todos los nuevos ingresantes (y esto incluye eventualmente a las empresas de telecomunicaciones) deberán abordar un mercado con una propuesta muy superior a lo existente y/o con precios lo suficientemente atractivos como para generar un cambio en los clientes. En otras palabras, tampoco es que se van a hacer un picnic.

 

Así, quizás sería bueno considerar no tanto una política que permita el ingreso de múltiples oferentes (lo cual no sería sostenible en el tiempo) sino una que apunte a evitar la concentración y las prácticas monopólicas. Puede parecer lo mismo, pero claramente no lo es.


Tags: Medios Negocios Regulacion

SSLTimeout.